Por Osvaldo Rodríguez Martínez

Panamá, 12 oct (PL) La contraposición entre el desempeño del general panameño Omar Torrijos en favor del país, y la campaña de descrédito realizada por sus detractores, centró la conmemoración del medio siglo del golpe militar que lideró.

‘Esta fecha crucial tiene que ser conocida y explicada. Para nosotros es el comienzo de una etapa de liberación nacional exitosa. Para los adversarios, es la hora oscura de una dictadura feroz’, expuso Pedro Miguel González, secretario general del Partido Revolucionario Democrático (PRD), fundado por Torrijos.

‘Para nosotros y para el pueblo panameño es el inicio de las grandes reivindicaciones sociales que fueron postergadas por décadas desde el inicio de la República’, dijo y citó, entre otros, reforma agraria, código del trabajo, sindicalización de los trabajadores, asentamientos campesinos, educación, salud, red vial y electricidad.

González hizo un análisis histórico de las condiciones del país en aquel momento que calificó de ‘vida indigna de los panameños’, quienes vieron en el también llamado General de los pobres, a un dirigente comprometido con la causa nacional de Panamá, que era la descolonización del país ocupado por Estados Unidos durante un siglo.

Reconoció que se dio un ‘golpe de estado’, pero invitó a analizar qué sucedió después con ese proceso que ‘nació por la fuerza y que de inmediato se convirtió en la fuerza del pueblo mismo’.

Al respecto, afirmó que ‘En realidad lo que hubo fue una gestión de estado de carácter patriótico para rescatar la soberanía sobre el Canal’.

El líder del PRD recordó que el levantamiento ocurrió en medio del agotamiento de un modelo político que ‘degeneró aparatosamente’, mientras la oligarquía se sostenía en el poder gracias a la obediencia de la institución militar que se le sublevó.

‘Los intentos perversos de borrar su memoria (de Torrijos)se estrellan ante una realidad que no puede ser manchada’, afirmó.

Torrijos2En su discurso, varias veces ovacionado por una multitud que gritaba consignas, González sentenció: ‘Les guste o no, Panamá tiene a una de las figuras más estelares en la historia latinoamericana del siglo XX, que brilla con luz propia, y la magnitud de su obra y su aporte a la construcción de un nuevo Panamá libre soberano y próspero, son innegables’.

Y para remarcar el papel del desaparecido líder, señaló que ‘antes de Torrijos fuimos un protectorado, maquillado y con las entrañas secuestradas, después de Torrijos comenzamos el camino de la nación soberana’.

tgj/orm / https://www.prensa-latina.cu