Por Luis Beatón

Caracas, 3 jul (PL) En Venezuela se acerca la hora de la verdad, la respuesta al clamor popular para que el gobierno actúe contra los especuladores y la creciente y sostenida alza de precios de los productos de primera necesidad.

Según diversos análisis es hora de que el Ejecutivo responda al mandato dado por los venezolanos al presidente, Nicolás Maduro, en las elecciones del 20 de mayo pasado. El pueblo pide acción contra los que algunos llaman el festín de los especuladores (bachaqueros en lenguaje local) y las mafias que engordan sus bolsillos con las necesidades de la población.

Tras meses de una guerra económica impuesta desde el exterior por grupos de poder estadounidenses, ahora en la Casa Blanca con el presidente Donald Trump, y la complicidad de la derecha local, al parecer llegó el momento de la acción esperada por la población.

Se acerca la hora de parar la ‘danza de los millones’ que drena la cartera de los venezolanos, según el clamor popular, en especial de la gente de a pie

Las autoridades nacionales anunciarán en los próximos días el costo de 15 rubros fijados en las mesas de precios acordados,que fueron conformadas la semana pasada, informó la víspera el vicepresidente del Socialismo Territorial, Aristóbulo Istúriz.

El político socialista, muy apegado al trabajo con las comunas, según su trayectoria en el gobierno, ofreció un balance de la ocupación de los mercados nacionales y municipales en las últimas semanas en donde detectaron irregularidades en la estructura de costo.

‘El balance ha sido muy positivo continúan todas estas acciones y se ha visto una baja de los precios en estos mercados, una tendencia al respeto de los precios acordados, igualmente la mesa de precios acordados ha venido trabajando durante toda la semana como ustedes han visto, ya pronto van a ser anunciado (el precio) de unos 15 rubros’, planteó.

El gobierno del presidente Maduro inició hace varios días una jornada para revisar y sincerar la estructura de costo de 50 productos y bienes básicos de consumo, con la participación de los diferentes sectores relacionados con la agroindustria, distribución y comercialización, entre otros.

Algo necesario, según pobladores, pues hay una espiral creciente, los productos aumentan su precio y nadie sabe por qué, no hay explicaciones convincentes.

Según economistas, todo es muy artificial y responde al mandato de agredir al país dado por Washington con el objetivo de crear malestar dentro de la población.

Entre las acciones emprendidas, además, el gobierno inició un proceso de intervención temporal de 29 mercados mayoristas y municipales con el propósito de luchar contra mafias vinculadas con el contrabando, la especulación y la fijación ilegal de precios de artículos básicos.

Las exigencias populares están dando frutos. Por ejemplo, la víspera el Movimiento Electoral del Pueblo (MEP) instó al Ejecutivo a profundizar las acciones para frenar el aumento desproporcionado en los precios de productos esenciales para la población y del transporte público, con la aplicación de multas y la confiscación de locales comerciales.

‘El pueblo está reclamando acciones más fuertes’ contra la especulación, señaló Casto Gil Rivera, secretario general de esa agrupación, que aunque no es mayoritaria si manifiesta el sentir de las grandes masas.

La población venezolana, dijo el político, ‘le dio los votos al presidente Nicolás Maduro y a la Asamblea Nacional Constituyente y espera acciones en la derrota definitiva de la guerra contra la economía venezolana activada desde 2013’.

El dirigente del MEP argumentó que en el país se creó ‘una cultura de hacerse millonario de la noche a la mañana’, con el incremento constante de los precios ‘sin importar las necesidades que tiene el pueblo’, por lo que llaman a profundizar las acciones del Estado.

A esto se suma, apuntó, el bloqueo comercial y financiero impuesto por Estados Unidos y sus aliados internacionales que impiden la compra de alimentos y medicinas para el pueblo venezolano, algo que a lo interno dispara la especulación.

agp/lb