Caracas, 1 jun (PL) El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, calificó de mensaje de paz y reconciliación nacional los beneficios procesales otorgados hoy a 39 ciudadanos acusados de cometer actos de violencia política contra el orden constitucional.

Durante una reunión de trabajo con dirigentes del Frente Amplio de la Patria, celebrada este viernes en el Palacio de Miraflores (sede del Ejecutivo), en Caracas, Maduro señaló que este gesto busca consolidar el proceso de concertación entre todos los sectores políticos, sociales y económicos del país.

El mandatario alertó que sectores extremistas de la derecha verán la liberación de estos ciudadanos como una muestra de debilidad, ante lo cual precisó que constituye ‘un intento firme, sólido para el reencuentro y reconciliación de todos los venezolanos’ y un rechazo a la violencia.

Maduro instruyó a las organizaciones políticas de la Revolución bolivariana a construir caminos de conversación con partidos de la oposición en favor del proceso de paz.

En tal sentido, el mandatario ratificó el llamado al diálogo político con la derecha por la estabilidad de la nación sudamericana, y subrayó que la próxima semana recibirá a líderes opositores regionales para continuar los debates dirigidos a fortalecer la convivencia pacífica y democrática.

El 24 de mayo el jefe de Estado venezolano convocó ante la Asamblea Nacional Constituyente a un diálogo político para la reconciliación y la paz, llamado que arrojó hoy los primeros resultados con los beneficios otorgados a ciudadanos detenidos por su participación en actos sediciosos entre 2002 y 2017.

Maduro denunció que sectores de la extrema derecha venezolana promueven actividades en pos de generar un golpe de Estado, a través de núcleos conspirativos, algunos de los cuales fueron desarticulados por las autoridades.

Asimismo, precisó que esas facciones radicales abogan por la injerencia de gobiernos extranjeros para causar más daños al país mediante sanciones económicas, comerciales y financieras.

jcm/wup/cvl