Washington, 2 feb (PL) El presidente estadounidense, Donald Trump, podría hoy dar luz verde a la publicación del polémico memorando redactado por los republicanos en el cual se alegan abusos de vigilancia en el departamento de Justicia.

El mandatario vio la nota, ha sido informado sobre su contenido y apoya hacerla pública lo antes posible, confirmó un funcionario gubernamental bajo condición de anonimato, citado por el diario digital The Hill.

Sin embargo, la inminente desclasificación divide a los republicanos en el Congreso, mientras líderes demócratas exigieron la destitución del presidente del Comité de Inteligencia de la Cámara de Representantes, Devin Nunes, quien redactó el texto.

Nunes y el comité están bajo presión pues a juicio de los conservadores, el texto resultará clave para detener la investigación del abogado especial Robert Mueller sobre la supuesta colusión de funcionarios rusos con la campaña electoral de Trump.

Pero el departamento de Justicia y el Buró Federal de investigaciones (FBI) se oponen ferozmente con el argumento de que es algo engañoso y podría exponer fuentes y métodos de inteligencia confidenciales.

Medios locales especulan que la nota presenta además acusaciones de malversación contra ambas instancias en la investigación de un oficial de campaña de Trump.

A su vez, integrantes del Partido Demócrata sostienen que el memorando de Nunes selecciona los hechos y su publicación resquebrajaría la seguridad nacional.

Algunos de los afiliados al llamado partido azul se han mostrado indignados con el asunto y establecen un paralelismo con la ‘Masacre del Sábado por la Noche’, durante la presidencia de Richard Nixon (1968-1973) y el escándalo de Watergate.

Nunes respondió con dureza los esfuerzos del FBI para arrojar dudas sobre la veracidad del memorando, mientras calificó las objeciones de ‘espurias’ y se mostró favorable a publicarlo con inmediatez.

La Casa Blanca y el FBI han discutido sobre cómo presentar el documento y posibles tachaduras, pero los republicanos del Comité refieren que las modificaciones resultan innecesarias, precisó la fuente.

No obstante el senador por California Adam Schiff, el demócrata de mayor rango en el Comité de Inteligencia, acusó a Nunes de alterar el memorando antes de su lanzamiento, pero este esgrimió que solo cambió la nota para limpiar errores gramaticales y hacer adiciones que Schiff y el FBI pidieron.

De momento, los demócratas redactaron su propio memorando para refutar el documento de los republicanos.

El presidente de la Cámara baja, Paul Ryan, pidió esta semana a los miembros del Partido Republicano que no exageren los hallazgos del documento y que no lo relacionen con la investigación de Mueller.

Este memo no es una acusación contra el FBI o el departamento de Justicia. No impugna la investigación de Mueller sobre la supuesta injerencia rusa en las elecciones de 2016, ni el vicefiscal general, opinó Ryan el jueves durante el retiro republicano en Virginia Occidental.

agp/lr