Por: H. Durango.

Personalidades de la vida política y social colombiana han convocado para el viernes 24 de noviembre a la realización de una jornada nacional por la vida, por el cumplimiento de los acuerdos de paz y por la dignidad nacional. La convocatoria tendrá como epicentro y escenario el Teatro Colón, emblemático lugar donde se firmó el pacto de paz producto de largas conversaciones adelantadas en La Habana, Cuba, entre comisionados del Gobierno Nacional y de las FARC.

La convocatoria divulgada señala que en Bogotá se reunieron el viernes 3 de noviembre un grupo de mujeres y de hombres seriamente preocupados por el momento que atraviesa el proceso de paz.
“Si bien estimula que el cese de las hostilidades con las FARC haya significado una disminución absoluta de la mortalidad por causa violenta, que ya no haya tomas de pueblos, ni secuestros y se estén levantando las minas antipersona, como estimula también que el escenario de diálogo de paz con el ELN se consolide, no deja de sorprender que con absoluta irresponsabilidad algunos parlamentarios y otros altos funcionarios estatales estén comprometidos en poner obstáculos al desarrollo normativo de los Acuerdos de Paz que ya ofrecen resultados efectivos”, indica el comunicado.

Advierten que hay quienes pretenden mantener el fuego de la confrontación movilizando el miedo y el odio, herencia nefasta de setenta años de guerra. “Tenemos la seguridad de que estos pregoneros de la intolerancia no son la mayoría de nuestra gente. Nos anima la certeza de que no se puede reinstalar la guerra en nuestro país”, indica el mensaje en el que manifiestan que para ello proponen convocar a la opinión nacional, a las fuerzas vivas del país, a las asociaciones profesionales y empresariales, a las iglesias y a los movimientos sociales, a todas las colombianas y a los colombianos todos de buena voluntad a expresarse por la vida, la paz y la dignidad nacional. En la coyuntura del primer aniversario de la firma del Acuerdo Final invitamos al Teatro Colón donde lo firmaron el Gobierno nacional y las FARC-EP para reafirmar la aspiración de conquistar la Colombia en paz que nos merecemos.

firma_1Firma del Acuerdo de Paz.

El documento es firmado por Ángela María Robledo, Camilo Castellanos, Medófilo Medina, Antonio Madariaga, Jaime Diaz, Agustín Jiménez, María José Pizarro, Oscar Londoño, José Antequera, Elizabeth Martínez, Román Vega, Sabina Rodríguez, Javier Serrano, Hernán Darío Correa, Diana Arbeláez, Víctor Saidiza , Libardo Herreño, María Imelda Ramírez, Felix Torres, Mario Hernández, Andreive Pinzón , Alejandra Mantilla y Jesús Aníbal Suárez.

Los convocantes a la jornada del viernes 24 de noviembre insisten que será un momento plural, abierto a toda expresión comprometida con el país, por lo que no cabe poner en primer plano diferencias de enfoque o de método cuando se coincide en lo fundamental. Un momento que pretende desatar la iniciativa y la creatividad y por lo tanto es de estimular que se propongan actos que confluyan en los mismos objetivos en las calles, en los barrios, donde se considere posible y conveniente; un momento que busca incidir en la escena política para que en los días por venir se fortalezcan las expresiones en favor de la paz.

santos-y-timochenko-en-el-colonTeatro Colón.Bogotá

Esperamos que el 24 de noviembre en el acto del Teatro Colón podamos hacer un llamamiento a la opinión nacional, que al tiempo que sea una voz de alarma por lo que el país estaría en trance de perder en esta coyuntura, convoque a acciones cada vez más vigorosas y de mayor impacto. Dicho llamamiento debe recuperar la forma del Bando, expresión anclada en nuestra historia de rebeldías y pieza fundamental en nuestros carnavales. Un Bando que resuene en todo el país, que se fije en las paredes de pueblos y ciudades, que se reparta en las iglesias y los estadios convirtiéndose en despertador de las conciencias expectantes y de los corazones generosos, señalan.

Los organizadores han constituido comisiones que se encargarán de adelantar el diálogo con las iglesias, establecer la relación con el mundo de la política, realizar encuentros con artistas, escritores y periodistas y para avanzar en algunos compromisos de parte de los movimientos sociales.