Caracas, 23 jul (PL) La Asamblea Nacional Constituyente (ANC) no resolverá los más importantes problemas de Venezuela, pero será un valioso instrumento para solucionar muchos de ellos, afirmó hoy el periodista Eleazar Díaz Rangel, director del diario Últimas Noticias.

En un artículo de opinión publicado bajo el título Compromiso dominical, el destacado periodista aseveró que la ANC enfrentará los especulativos y extravagantes precios que suben cada día y que se están haciendo más insoportables.

Díaz Rangel recordó que el próximo domingo ‘los venezolanos tenemos un doble compromiso a propósito de la elección de los diputados a la Asamblea Nacional Constituyente (ANC)’.

‘El primero y más elemental es vota -recalcó-. Hacerlo pese a las provocaciones, intimidación, amenazas de sectores de la oposición (derechista) que pretenden sabotear esos comicios, estimulados por las exhortaciones que les han estado llegando desde el exterior en una nueva y descarada injerencia en nuestros asuntos internos’.

Resaltó además la importancia del voto, porque ‘seguramente estará en armonía con su participación el pasado domingo, en el simulacro convocado por el CNE (Consejo Nacional Electoral) y que resultó una no esperada asistencia de gente votando hasta la medianoche’.

‘Si ese simulacro fue tan exitoso -agregó-, la votación del domingo 30 no puede ser menos. Con su voto y el de millones de venezolanos y venezolanas, se asegurará la elección de la ANC’.

El director de Últimas Noticias subrayó que, si la ANC le pone un freno al alza de los precios, si establece sanciones severas a sus responsables y contribuye a promover el diálogo, a reconstruir la paz y la tranquilidad de los venezolanos, ‘valdrá la pena haberla elegido’.

Destacó como otra importante razón para votar el próximo 30 de julio, responder a las amenazas del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, que tuvo la osadía de exigir la suspensión de esas elecciones.

A estas amenazas -añadió-, ‘por sus políticas sumisas respecto a las iniciativas estadounidenses, organizaciones como la Unión Europea y Mercosur, y los gobiernos de algunos países latinoamericanos, se han sumado a esa insolente e injerencista demanda’.

Igualmente, calificó que el voto del pueblo será un rechazo a las pretensiones de la ultraderecha opositora de formar un gobierno paralelo con su Asamblea (Parlamento) en desacato, su tribunal de justicia invalidado, su fiscal ‘en pico de zamuro’, que pretenden sea reconocido por Estados Unidos y le seguirían la hilera de países sumisos de América Latina.

mem/mfm