vice-vene-tareck
Tareck El Aissami
Caracas, 15 ene (PL) El vicepresidente ejecutivo de Venezuela, Tareck El Aissami, dijo hoy que el gobierno esta preparado para neutralizar cualquier amenaza de golpe, para así poder gobernar.

Entrevistado por el programa José Vicente Hoy que transmite la televisora Televen, el político aseguró que el comando antigolpe, creado por el Ejecutivo, tiene como finalidad velar por la paz nacional frente a cualquier amenaza e intento desestabilizador por parte de sectores de la ultraderecha.

Asimismo puntualizó que este mecanismo de defensa es necesario porque ‘tenemos un poder secuestrado’: la Asamblea Nacional (AN).

Precisó que desde la AN todos los días hay llamados a desconocer al Gobierno por lo que el Comando Antigolpe servirá para neutralizar cualquier amenaza de golpe, para así poder gobernar, puntualizó.

El político, hasta hace poco gobernador de Aragua, aseguró que jamás venderá sus principios, pero que está dispuesto a tenderles la mano a los adversarios de la revolución para impulsar el diálogo y la paz del país.

El diálogo, añadió, es la única alternativa, o dialogamos o dialogamos, o dialogamos o nos matamos, y nosotros, subrayó, no apostamos a la muerte, aunque aseguró que con sectores de la derecha que apuestan a la violencia ‘no vamos a dialogar’.

El vicepresidente puntualizó que es difícil platicar con un sector que no reconoce y no cumple con los acuerdos establecidos. ‘Es traumático no tener una oposición que nos permita ser un mejor Gobierno’, indicó.

Precisó que ‘nosotros no reconocemos a Julio Borges como presidente de la Asamblea Nacional’, debido al desacato en que se encuentra esta institución.

En otra parte de sus declaraciones, El Aissami detalló que la línea estratégica del Gobierno para este 2017 es la expansión de la organización del poder popular a través de los Comités Locales de Abastecimiento y Producción (CLAP).

Esta forma de organización, apuntó, logró vencer a ‘las mafias que le han robado al pueblo el acceso a bienes y servicios. Este año es el año de los Clap’, subrayó.

mem//lb