Por J. Manuel Arango C.

arango


De Marquetalia a pocos metros de Presidencia de la República de Colombia, se va dando éste proceso que por décadas lucha por una paz con justicia social entre las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia  Ejército del Pueblo FARC-Ep  con el Gobierno Nal; estampando por segunda vez la firma de un acuerdo que sin ser la Paz como tal por ser apenas el punto de partida; si es el inicio de una gran faena nacional por un gobierno de transición, ya que el régimen y sus camarillas a las buenas no van a ceder el poder al pueblo.

Con la firma del nuevo acuerdo este 24 de noviembre en el teatro Colon en Bogotá D.C; concertado entre Gobierno Nal y las FARC-Ep en la Habana –Cuba-, donde la mayor inserción al acuerdo inicial consistió en las propuestas realizadas por los líderes del no en el plebiscito y otros sectores sociales; se creó la viabilidad de la refrendación vía senatorial a través del Fast track -acortar tiempo para discusión y aprobación- el cual se dio inicio este 29 de noviembre en el Senado de la República en debate durante casi 13 horas aprobado que el Senado “adopta la decisión política de refrendarel acuerdo final para la terminación del conflicto y la construcción de una paz estable y duradera, suscrito por el gobierno nacional y las FARC el día 24 de noviembre”, por 75 votos afirmativos, 0 en contra, toda vez que los uribestias se abstuvieron de votar; continuando el 30 en Cámara de representantes, donde después de un intenso debate que se prolongó por 11:45 hs, la votación fue de 130 a favor, 0 en contra pasando entonces a la fase más dispendiosa que es el de la implementación, muy a pesar de los negativistas del no, que definitivamente no quieren la paz.

Esto ya se veía venir, desde aquel 27 de mayo de 1.964 cuando aquel valeroso, laborioso y noble pueblo de Marquetalia República de Colombia fuera atacado sin reparo alguno; por el régimen proyankee, con apabullante artillería y cientos de hombres dotados hasta los dientes; para diezmar a un reducto grupo de 48 campesinos de los que no se entregaron a Rojas Pinilla en 1.953; armados con escopetas de fistol liderados por Manuel Marulanda Vélez “Tiro Fijo”; por el “delito de subversión” al reclamar tierras para los campesinos, créditos oportunos, a bajos intereses; condonación de las deudas ante el sistema bancario y estatal;  soberanía nacional, democracia participativa entre otros y no haberlos derrotado; quedó sellado, que el régimen no podría militarmente contra éstos y que la solución necesariamente tendría que ser el dialogo y la negociación, aunque tengo mis reservas respecto a la sinceridad con que lo estará haciendo el Presidente Santos y más adelante se los digo por qué.

Gobierno de transición 

No faltarán los escépticos furibestias que pretendan controvertirme sin argumentación solida; la idea de que se requiere y desde ya, de un gobierno de transición por varias razones:

1.-Si le diera crédito a los furibundos y rabiosos contra el pueblo, particularmente contra los insurgentes, calificándoles de “muertos de hambre, analfabetas; despistados que no saben por lo que luchan; que no saben administrar los intereses del pueblo” y miles de etcéteras; lo más lógico entonces, es que se vayan vinculando en la administración pública, para que haciendo bien la escuela, la puedan ejercer a manera cabal lo más pronto posible.

Pero como no es ese el caso y quedo plenamente demostrado estos casi cinco años de negociación con el gobierno; donde esas personas, le dieron catedra y de la buena al gobierno, y

2.-Porque tiene que necesariamente darse el empalme en la administración pública entre el actual régimen que por siglos ha usurpado de manera ilegítima una gobernanza de dudosa ortografía; con el pueblo que de manera frentera y a costa de su propia sangre, vida, desolación, tortura, desaparición; ha batallado sin descanso por la democracia, real y participativa sin exclusiones de lo cual podemos escribir libros en adelante.

Este es el punto fundamental pues quedo plenamente demostrado en estos casi cinco años de negociación con el gobierno; donde esas personas, le dieron catedra y de la buena al gobierno.

Antecedentes de la lucha armada en Colombia

Las FARC-Ep que protagonizaron este importante acuerdo con el Gobierno nacional el cual esperamos no sea una frustración más, ni la claudicación de una de las formas de lucha a cambio de nada; fueron consecuencia de la desigualdad social por un lado, y por el otro, a las atrocidades de los Chulavitas y el régimen godo de Mariano Ospina Pérez contra liberales y líderes políticos opositores.

Los “chulavitas” provenientes de la vereda Chulavita en el Municipio Boavita del  Departamento de Boyacá  y de militancia conservadora o como se les decía a los recalcitrantes por esa época, incluso hoy “godos o godarria” como policía cívica de dudosa ortografía para apoyar al gobierno conservador de Mariano Ospina Pérez que no podía contener la turba y pelea que daban los “cachiporros” liberales desde noviembre de 1949, con el levantamiento del capitán Alfredo Silva Romero, oficial que comandaba la base aérea de Apiay en Villavicencio, que junto a un grupo de militares y civiles, se insurreccionó, atacando la guarnición de policía donde murieron ocho agentes y  liberando  a los presos  de la cárcel ante el asesinato de su líder Jorge Eliecer Gaitán el 9 de abril/48 lo que se denominó como el “bogotazo” quien abogaba por la igualdad social, redistribución de las tierras acaparadas en pocas manos de latifundistas etc, extendiéndose hacia el Departamento del Meta y en si por todo los Llanos Orientales ya como guerrillas decían unos, otros como autodefensas campesinas a lo que se le sumo lo que fue como el comienzo del actual paramilitarismo, ya que el régimen conservador y los grandes gremios económicos, reclutaban y contrataban a carniceros denominados “pájaros” -rojos o azules-  para acabar con las guerrillas liberales y a opositores políticos; iniciándose entonces desde por allí, el  más cruento conflicto armado que también es social y todo por el triunfo del Partido Conservador contra el liberalismo en 1.946.

Cronología de la paz

Los diálogos de paz entre Gobierno Nacional y la Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia Ejército del Pueblo -FARC-Ep-, se puede decir que fueron la continuación de una serie de intentos y fracasos por parte de la insurgencia ante el gobierno que nunca les cumplió, por lo que hay tanto escepticismo con el actual y veamos el porqué:

rojas-pinilla

Acuerdo de paz con las guerrillas liberales de Guadalupe Salcedo, junio 13 de 1.953, con el teniente General Gustavo Rojas Pinilla quien hapropiciado un golpe de estado al  conservador Laureano Gómez    dando una serie de subvenciones estatales que facilitarían la reintegración de los combatientes a la sociedad civil; El Plebiscito en en 1.957 como un pacto de paz luego de décadas de violencia, dictaduras, genocidios, levantamientos guerrilleros   y guerra civilPacto de la Uribe FARC-Ep Mayo 28 de 1.984 acuerdo de tregua bilateral firmado con el gobierno de Belisario Betancur C. -conservador- por una salida política al conflicto armado; Diálogo Nacional M-19, EPL, la ADO Ag 24 de 1.984 con el gobierno de Belisario Betancourt pactando tregua para desarrollar un eventual diálogo de paz; M-19, EPL, PRT (Partido Revolucionario de los Trabajadores) y Quintin Lame y Gobierno de Virgilio Barco -Liberal- (1989-1991) Marzo 9/90 donde los guerrilleros entregaron las armas y pactan la paz;

Diálogos de Tlaxcala y Caracas (1990-1991) Mayo 15/91 en Cravo Norte, municipio del departamento de Arauca (Colombia) y Junio en Venezuela las FARC-Ep, ELN, y EPL; con el gobierno de César Gaviria -liberal-.  y en febrero de 1.992 en Tlaxcala México; La Constituyente Julio 4 de 1.991 como resultado de exigencia ciudadana por abolir la Constitución de 1886, llegándose a la nueva Constitución Política en el gobierno de Cesar Gaviria; Proceso de Paz -CRS– Corriente de Renovación Socialista Abril 9 de 1.994 firma con el gobierno de César Gaviria acuerdo político en Flor del Monte,  con beneficios de reinserción y jurídicos; Acuerdo de Puerta del Cielo Julio 12 de 1.998 sociedad civil y el ELN en la ciudad de Mainz (Maguncia) en Alemania, se firmó el Acuerdo de Puerta del Cielo, que no era propiamente un acuerdo de paz ;

marulanda-pastrana

Proceso de Paz  FARC-EP con Manuel Marulanda Vélez y el gobierno de Andrés pastrana A. -Conservador- Julio de 1.998-2.002 acuerdan una zona de despeje de 47 mil Km cuadrados en los municipios de Mesetas, La Uribe, La Macarena, Villahermosa y San Vicente del Caguán, iniciando diálogos hacia la salida negociada al conflicto social y armado; Las Rondas de La Habana Sept de 2005, el presidente Álvaro Uribe -filiación política?- autorizó salida de prisión del portavoz del ELN, Francisco Galán, con el fin de iniciar exploraciones formales en Cuba, con el acompañamiento de los países Noruega, España y Suiza, para lograr la paz, las cuales se dieron hasta el año 2.007 y a 2.008 en Venezuela y

Diálogos de La Habana FARC-Ep Con Rodrigo Londoño Echeverry “Timoleón Jiménez” o “Timochenko” y Gobierno de Colombia Juan Manuel Santos C. -de la “U” filiación política?-  8 de Octubre 2.012 inician, a Septiembre 26 de 2.016 con la firmas en Cartagena de Indias Colombia. En Oslo, Noruega, se instala las mesas de conversación, se elige a Cuba como sede de los diálogos; Garantes: Cuba y Noruega y acompañantes: Venezuela y Chile.

santos_timochenko_flagLo acordado 

-Reforma Rural Integral, -Participación política: Apertura democrática para construir la paz, – Cese al Fuego y de Hostilidades Bilateral y Definitivo y la Dejación de las Armas incluyendo además las Garantías de seguridad y lucha contra las organizaciones criminales responsables de homicidios y masacres; -Solución al Problema de las Drogas Ilícitas, -Víctimas y -Mecanismos de    implementación y verificación   que incluyen algunos cambios, menos en lo de elegibilidad y cárcel.

Preocupaciones 

A pesar de que esta refrendación avala lo que la mayoría del pueblo colombiano anhela, tendrá que sortear muchas dificultades propiciadas por quienes aman la guerra que es la que les da dividendos económicos y perpetuación en el poder; que si no se adoptan los mecanismos y jurisprudencia pertinente transicional hacia la paz y la co-gobernabilidad -gobernabilidad compartida- inmediata; todo esto no pasó de ser un mal chiste más; que podría está llevando a las FARC-Ep nuevamente al combate y ya no sabemos de qué dimensiones serán; sino que también el gobierno nacional y los grandes gremios económicos tendrán que acceder a firmar acuerdos muy contundentes con la sociedad civil para su mejoramiento de vida; o esto definitivamente será el inicio de una nueva fase de la violencia pasando de la manera análoga a la digital y combinadas con grandes devastaciones en la humanidad en todo el sentido de la palabra dentro del territorio colombiano.

Pues los acontecimientos señalados anteriormente, muestran como el gobierno siempre ha incumplido con los acuerdos o procesos de paz iniciados y podría volver a repetirse lo del  asesinato  de Guadalupe salcedo de las guerrillas liberales en los 50´s; el incumplimiento de la Asamblea nacional Constituyente del 52 al no elaborar la nueva Constitución; el genocidio contra la Unión Patriótica UP resultado del acuerdo de la Uribe; la colcha de retazos que es ahora la Constitución Política del 91; asesinato de líderes y militancia de la CRS; inamovibles del gobierno con el ELN como desarme y desmovilización antes de los diálogos, en los acuerdos de Maguncia; petulancia del régimen de Pastrana no aceptando que si se dialogaba en medio del conflicto, era previsible los enfrentamientos y consecuencias; … o la falsa desmovilización del “bloque la Gaitana” por parte de los paras y gobierno de Uribe que como esos y la mayoría de paracos, se mutaron cambiando de nombre por bacrin.

Expectativas

Esta refrendación al acuerdo de paz por parte del Congreso de la República es algo luchado por cientos y miles de personas que creemos en la Paz, que aunque con esta firma del acuerdo y la refrendación, no es aun la paz; si podemos hablar con seguridad de que si el gobierno cumple con lo pactado, implementando lo acordado; legislación que viabilicen lo pactado; la transición hacia un gobierno popular; elimine leyes represivas; ponga en libertad a los miles presos de conciencia y guerrilleros; dialogue y firme acuerdos con la sociedad en general; podremos estar en una transición hacia la misma de manera armoniosa, duradera, permanente y real.


Contactos: 3114778351
Hernan Durango / Redacción Bogotá